Carta abierta al Juez Salas


Estimado Magistrado:

Imagino la presión que debe estar sufriendo, los insultos que le estarán dedicando y el veneno que le estará llegando vía Tw, MCS,  o incluso personalmente. Seguramente se plantee el porque habrá dicho nada y montado todo este kaos con lo tranquilo que estaba usted. 

Permitame que le de la respuesta. No,  no me creo más sabia que nadie,  ni poseedora de la verdad absoluta como muchos otros. Pero le voy a decir el porqué y, le aseguro, que no soy la única que piensa así. 

Es más,  quiero pedir desde estas lineas, que todo aquel que esté de acuerdo conmigo, comparta este post en sus redes sociales usando #YoApoyoA @salascarceller1 para que usted mismo vea. 

Y voy a ello, a decirle el porque… Por que cientos de miles de españoles necesitábamos volver a creer en una justicia no manipulada por los políticos,  quienes han olvidado leer la Constitución que tanto quieren reformar, que han jurado cumplir y respetar aunque sea por imperativo legal, y que,  sin embargo no cumplen. 

No se preocupe,  yo ya estoy acostumbrada a los ataques por decir lo que pienso. Esas que se hacen llamar feministas y ensucian ese movimiento en el que grandes mujeres como Marie Curie,  Clara Campoamor,  Elena Maseras, María Goyri, Ángeles Marino y tantas otras nos enseñaron con su fuerza que tenemos los mismos derechos que los hombres y que tenemos que pelear por las mismas oportunidades. 

Le hablo como mujer,  como víctima de maltrato en violencia doméstica y de “género” como le llaman, y como víctima de las leyes que los políticos, bajo la presión de los lobbies radicales han creado para “beneficiar” a la mujer,  como la LIVG o la famosa “ley cremallera” o Ley de cuotas,  que sólo nos hace que nos presionemos a nosotras mismas para demostrar nuestra valía y que merecemos ese puesto. 

Le hablo en nombre de todas esas tias, hermanas, madres, abuelas que ven su familia rota por las injusticias de leyes que son usadas para dañar. 

Le hablo en nombre de esos hombres que no pueden ver a sus hijos más que 4 días al mes,  porque la Custodia Compartida quita el privilegio del usufructo del domicilio familiar y de las pensiones alimenticias aunque sea la mujer quién más gane de los dos. 

Le hablo en nombre de todas esas familias que,  rotas de dolor,  han visto a su padre, hijo, hermano, sobrino, tío, nieto… morir por suicidio al no soportar más el dolor. 

Y le hablo en nombre de todos los hombres maltratados física, psicológica y emocionalmente, los denunciados en falso, los chantajeados, los que no pueden alzar la voz. 

Y en mi nombre y en el de todos ellos le doy las GRACIAS así,  en mayúsculas por haber ejercido su derecho a la Libertad de expresión, por dar voz a los miles de gritos silenciosos de esta sociedad,  por enséñame,  como estudiante de Derecho,  que la JUSTICIA existe,  y que en el poder judicial siguen existiendo personas íntegras e independientes. 

Le aseguro Magistrado que solo por eso merece la pena. Y se lo digo con razón de ser. El año 2015 en la manifestación de Madrid del 7N, contra la Violencia de género,  7 mujeres, 3 de ellas habiendo sufrido esos malos tratos,  una de ellas yo,  fuimos abucheadas,  gritadas,  insultadas, vilipendiadas e incluso golpeadas, por ejercer nuestra libertad de expresión y portar una pancarta que citaba “La violencia no tiene género”. 

Para que se haga una idea tuvinos que ser escoltadas por la Policía Nacional,  mientras nos gritaban cosas como “a vosotras no os han pegado suficiente” o “espero que el año que viene vuestro nombre esté entre la lista de las asesinadas”. 

Y seguimos en pie,  luchando,  diciendo lo que pensamos,  porque ni ellas,  ni los políticos que ni siquiera saben lo que se sufre, ni las asociaciones donde sólo se enseña odio a lo masculino saben lo que es tener miedo de que se abra la puerta de la calle, no poder salir ni comunicarte con nadie por estar encerrado bajo llave, temblar porque se acercan a ti, o querer morirte para que eso acabe. 

Y eso, no solo nos pasa a las mujeres con nuestra pareja. También a los hombres, a los niños con sus padres,  a padres con sus hijos… 

Así que,  estimado Magistrado,  GRACIAS DE CORAZÓN, por haber hablado. Muchos cientos de miles de españoles hemos recuperado la fe y la esperanza de nuevo con usted. 

Anuncios

4 comments

  1. #MerecesSaberlo · enero 7

    Reblogueó esto en Merece saberlo.

  2. Carmen · enero 7

    Maravilloso. Muchos estamos contigo

  3. Carmen · enero 7

    Estoy totalmente contigo… Chapó

  4. raukor · enero 8

    Reblogueó esto en GADITANOSDELDOCE.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s