Feminismo, Igualdad y otras rarezas de la sociedad.


Creo que es importante dejarlo claro: Soy feminista. Pero de las de verdad. Estoy muy orgullosa de ser mujer y, como tal, creo que aunque durante más de 100 años miles de mujeres han luchado porque hoy yo, todas nosotras, podamos votar, estudiar en la universidad, trabajar en lo que queramos…. así que debemos estar muy agradecidas a todas ellas.

Cierto es que queda mucho por hacer. No estamos en igualdad de condiciones laborales, no cobramos lo mismo por el mismo puesto de trabajo, aún se cierran puertas en puestos de dirección, y algunas cosas más… pero ahora llega la parte por la que me odian:

No quiero tener más oportunidades que un hombre por el simple echo de ser mujer. No quiero que haya leyes que me abran las puertas por ser mujer y tener que trabajar mucho más para demostrar que ocupo un puesto por mi valía personal y profesional y no por ser mujer. No quiero que me protejan como si yo no supiese hacerlo, ni que se me victimice, porque no soy del sexo debil. Soy mujer y, por ende, soy fuerte.

Quiero igualdad de oportunidades. Que no se me abran puertas (ni se me cierren) por ser mujer. Que mi palabra no valga más que la de un hombre o que nadie se piense más que yo por ser hombre y, tampoco, ser más que un hombre por ser mujer.

En fin… odio el machismo tanto como el feminismo radical. La misoginia y la misandria son LO MISMO. Nadie es más que nadie por temas genéticos ni biológicos. La violencia machista es vergonzosa y aberrante, lo mismo que esas palabras que ciertas “feministas” vomitan en las manifestaciones contra los hombres. ¿terrorismo machista? ¿Heteropatriarcado? ¿marichulos? Y esto… sólo para empezar.

La Violencia es violencia, y sea quién sea el que la comete, debe pagar por ello de la misma manera, con la misma condena sea hombre o mujer. Y hay que proteger a todas las víctimas: hombres, mujeres, ancianos, niños, homosexuales, heterosexuales….

Hay una ley que está por encima de todas. La ley de leyes. Los derechos fundamentales de las personas. Derechos humanos: Nuestra Constitución.

Puede que haya que mejorarla, que trabajar en ella, pero, sobre todo, hay que trabajar con ella. Igualdad. Aparece en el art. 1, el 9.2 y el 14. Derecho a la vida: art. 15… que no diferencia en las víctimas.

Por lo que, señoras y señores, a riesgo de que me vuelvan a llamar “neomachista” y que pienso como lo hago porque me ha manipulado el famoso heteropatriarcado… quiero igualdad.

Me parece bien la LIVG, siempre y cuando se repete el convenio de Estambul firmado por España, la Constitución y los DDHH. Es decir, que sea una ley contra toda violencia de odio por género: misoginia y misandría. Que se haa una ley contra la violencia homofóbica, que la transexualidad deje de ser considerado un trastorno, que los niños sean protegidos de verdad….

Pero sobre todo quiero que, además, haya educación basada en los valores del respeto y la igualdad. Que no se vea “normal” que los niños peguen a las niñas o las niña a los niños, que no se permitan insultos por género, físico, identidad sexual…. para que los niños de hoy se conviertan mañana en unos adultos mucho mejores que nosotros.

Yo voy a trabajar cada día por ello. Sé que recibiré aques de ciertos lobbies porque no estoy deacuerdo con las ayudas económicas que reciben asociaciones e instituciones por las denuncias de VG. Esa ayuda deberían recibirlas las víctimas, y no por denuncia, si no por condena.

Y ahora… queridas “feministas modernas”, odiadme por ser feminista de verdad y querer IGUALDAD. Así… en mayúsculas.

Anuncios

6 comments

  1. fizo · octubre 31, 2015

    Más claro imposible, gracias.

  2. Antonio García · noviembre 1, 2015

    Estoy de acuerdo contigo, pero con respecto a la LIVG, ¿no estás en contra de que simplemente con denunciar a un hombre ya se le considere culpable hasta que se demuestre lo contrario? ¿No va eso en contra de la constitución española?

    • patrynando · noviembre 1, 2015

      Completamente deacuerdo. Por eso creo que:
      A) Debe proteger de cualquier delito de odio por razón de género
      B) Respetar los principios de los DDHH y la Constitución

      Por tanto si todos somos iguales ante la lwy cono marca la carta magna…. la presunción de inocencia debe prevalecer aunque se tomen medidas de seguridad hacia las víctimas.

      • Antonio García · noviembre 1, 2015

        Gracias por tu respuesta. Por desgracia, somos pocos, o al menos eso me lo parece, los que nos damos cuenta de esta realidad. Es algo tan lógico y parece tan sencillo de entender que cuesta creer cómo todavía hay tanta gente que se trague el actual discurso feminista radical, basado en el menosprecio de todos los hombres al meterlos en el mismo saco que a unos pocos. Algunos no creen todavía que también haya mujeres maltratadoras o simplemente hembristas o misándricas.

  3. angel · noviembre 2, 2015

    extraordinaria y valiente exposicion.enhorabuena por ser una feminista y no una feminazi!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s